[wpdreams_ajaxsearchlite]
como_recuperar_base_datos_perdida_RGPD

Cómo recuperar tu base de datos perdida después del RGPD

Lectura: 5 min | 4 Jul 18

¿Quieres recuperar tu base de datos perdida después del RGPD porque con la implantación de la nueva normativa has perdido parte de estos contactos? No le ha pasado solo a tu Pyme: apenas el 30% de los usuarios han aceptado las nuevas políticas de privacidad. Lejos de preocuparte, te explicamos por qué es una oportunidad para mejorar tu relación con el cliente.

Ya te hemos hablado en varias ocasiones del nuevo Reglamento General de Protección de Datos (en adelante, RGPD). Toda una revolución para empresas y usuarios, quienes han recibido innumerables correos electrónicos sobre las nuevas políticas de privacidad, consentimientos y aceptaciones. Hasta tal punto ha sido la recepción que ha dado lugar al nacimiento de una corriente de reacciones en las redes de lo más curiosas.

Desde la parte empresarial, el RGPD ha empujado a organizaciones de todos los sectores y tamaños a hacer estos envíos, y no es extraño que como resultado de este “bombardeo”, las empresas hayan visto cómo muy pocos usuarios han abierto estos mails. Si nos ceñimos a los que se han tomado la molestia de leer las nuevas condiciones de privacidad o de confirmar su consentimiento, el porcentaje es aún menor. La consecuencia ha sido dramática: la pérdida de una buena parte de su base de datos.

Suena muy catastrófico hacer desaparecer de un plumazo una base de datos que ha sido trabajada durante años y que contaba con miles de registros. E incluso muchos empresarios se pueden desesperar ante la situación de cómo recuperar tu base de datos perdida después del RGPD. Sin embargo, cabe hacerse las siguientes preguntas antes de que cunda el pánico:

¿Realmente necesitabas su autorización?

Quizás conducidas por el temor o por la corriente general, muchas empresas han enviado un mail de consentimiento sin que sea realmente necesario. Hay que solicitarlo si el usuario no nos lo dio ya en su día. Si los datos de ese usuario se basan, por ejemplo, en una relación contractual profesional preexistente, podemos ampararnos en el llamado “interés legítimo”.

Estaremos cumpliendo la ley si el usuario ya ha sido impactado anteriormente con envíos de su interés, y le vamos a seguir dando el mismo uso que provocó que en su día nos cediera sus datos. Quizás no hayas perdido tu base de datos después de todo y la “recuperación” de la misma sea instantánea.

¿Y la gente que te ha abierto el correo, qué?

Veamos el vaso medio lleno. El 70% no te ha dado su consentimiento, pero el 30% que sí lo ha hecho (o que al menos se ha tomado la molestia de abrir tu mail y hacer clic), acaba de decirte que es el tipo de cliente con quien sí deberías trabajar, que está encantado de conocerte y que quiere saber más de ti.

Es el momento de identificar a esos clientes y buscar oportunidades de upselling y crosselling con ellos: ofréceles promociones, crea casos de éxito y testimonios de su experiencia con tu marca, ofréceles en primicia nuevos productos…

Recuerda la Ley de Pareto. El 80% de los resultados proviene del 20% de tus acciones. Imagina poder concentrarte en esos clientes que realmente marcan tu cuenta de resultados. De manera forzada, el RGPD ha brindado una excelente oportunidad de limpiar las bases de datos de aquellos usuarios inactivos o desinteresados.

¿Puedo empezar a recuperar la base de datos perdida después del RGPD?

Es el momento de recuperar registros y ahora sí, asegurarte de que lo haces bien desde el principio y obtienes el consentimiento del usuario mediante el doble opt-in. Estas son algunas ideas para captar: 

  • Refuerza la visibilidad del botón de suscripción a tu newsletter en la web. Si normalmente lo tenías escondido, dale mayor protagonismo. Quizás puedas incorporar promociones o códigos descuento por suscribirse. Recuerda que, una vez que se suscriban a tu boletín, debes enviarles un mail de confirmación. De este modo, habrás recuperado o ganado ese contacto. Así lo hace la editorial y centro de exposiciones La Fábrica:

RGPD-lafabrica

  • Lanza promociones y concursos en redes sociales. Da la opción a los usuarios de inscribirse a tus newsletters en el momento de participar. Si estableces como condición que el usuario deba compartir el concurso en sus redes estarás haciendo además una acción de visibilidad de marca. Otra de las “clásicas” fórmulas que suele funcionar muy bien para multiplicar la capacidad de captación es la de “trae a un amigo”. En la siguiente imagen, la página de destino de una campaña del Instituto Médico Dermatológico, en la que aquellos usuarios que deseen participar deberán aceptar el RGPD.

RGPD-trae-un-amigo-promocion

  • Activa campañas de marketing digital. Acciones SEM, Google Adwords, LinkedIn, Instagram… Combinadas con las acciones anteriores, estas promociones te ayudarán a llevar tráfico a tu web para provocar la suscripción a la newsletter bajo el marco de promociones o concursos.
  • Introduce mecánicas de captación desde el offline. Eventos, ventas físicas, acciones de street marketing, crear una tarjeta de puntos… el mundo offline ofrece la posibilidad de captar, pero cuidado, el usuario debe acepta las condiciones de privacidad, o caeremos en el mismo error que nos hizo perder nuestros contactos. Seguramente tu CRM corporativo incorpora módulos de formularios adaptados a la RGPD que el usuario puede completar in situ. Una tablet o un iPad será un gran aliado para sustituir las hojas impresas en el momento de que el usuario introduzca sus datos.
  • Recordatorio + incentivo: Una vez que pase la vorágine del RGPD, puedes incluir un filtro en tu plataforma de envío de email marketing en el que impactes, con un nuevo correo electrónico, solo a los usuarios que no abrieron o no clicaron en el envío previo en el que les solicitabas la aceptación de las nuevas condiciones. Ten en cuenta que, en los días previos al 25 de mayo, los usuarios fueron “sobre impactados”, por lo que en un tiempo estarán más receptivos a la aceptación. Más todavía si añades algún tipo de incentivo como una demo gratuita, una oferta personalizada, un descuento especial adscrito a la campaña, gastos de envío gratuitos, una venta flash, etc. Por supuesto, para beneficiarse de ese valor añadido o de ese código deberán aceptar el reglamento.

RGPD-casa_del_libro

Hay vida más allá de la nueva normativa. Ahora bien, es recomendable que no te obsesiones en captar por captar. Una de las claves a tener en cuenta a la hora de recuperar tu base de datos perdida después del RGPD e incorporar registros es que sean de calidad, o no servirán para nada. Algunas compañías están intentando forzar la aceptación del consentimiento expreso activando canales alternativos a los medios de comunicación habituales con el usuario. Por ejemplo, si el mail no ha funcionado, envían SMS o hacen telemarketing.

Es mejor no recurrir a estos mecanismos salvo que sea estrictamente necesario, ya que además de sonar desesperado, es costoso y puede resultar invasivo para el usuario. El RGPD se ha puesto en marcha para evitar el spam, por lo que siguiendo su filosofía, intentemos hacer todo lo posible para evitar el bombardeo al usuario.

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.